Pan de leche con pepitas de chocolate

El pan de leche es un pan suave, tierno, blandito... y muy demandado por los niños, ideal para el desayuno o la merienda. En mi casa no dura ni una tarde. Con estas cantidades, dependiendo del tamaño, salen unos 15 bollitos. Podemos sustituir las pepitas de chocolate, por nueces, pasas o, simplemente sin nada, estará rico igual.

Es súper fácil de preparar, animaros...

Ingredientes
- 300 gr de leche
- 50 gr de mantequilla
- 25 gr de levadura fresca de panadería
- 60/70 gr de azúcar
- 550 gr de harina
- 1 pizca de sal

Preparación
En un bol, mezclar primero la levadura (desmenuzándola antes) con la harina.pan de leche02

Agregar el huevo y mezclar. Añadimos la leche (algo templada) y mezclamos de nuevo.

Luego añadimos el azúcar y la sal, y mezclamos bien. Por último, agregamos la mantequilla. Amasamos la masa con las manos unos 15 minutos, aproximadamente, hasta que la masa esté suave y empiece a despegarse de las manos.

Hacemos una bola con la masa y dejamos que repose en un bol, algo enharinado, tapada con un paño, durante unas 2 horitas o hasta que la masa se duplique de tamaño. Pasado este tiempo, sacamos la masa del bol, la aplastamos con los dedos y formamos bollitos. Extendemos cada trozo de la masa en la bandeja del horno, sobre papel vegetal, más o menos de 1 cm de grosor y le hacemos unos cortes longitudinales. Cada bollito lo adornamos con pepitas de chocolate al gusto. Los pincelamos con un poquito de leche y los metemos en el horno a 180º unos 15 minutos, hasta que cojan un color dorado.

Los dejaremos reposar unos minutos antes de tomarlos, aunque con el olor que desprenden los niños vendrán corriendo a comerlos.